CriptodivisasCuriosidadesEconomia

4 lecciones sobre las finanzas que nunca es tarde para aprender

La manera más sencilla de lograr tener holgura financiera es sin duda el ahorro, pero es posible en esta economía

Existen bases que puedes preparar para lograr obtener algo de holgura en tu economía, pero con todas las posibilidades en contra y con las finanzas en recesión, tal afirmación parece ser un camino sobradamente cuesta arriba, pero como decía el refrán, “con los ojos en el cielo y los pies sobre la tierra”, pues hay que comenzar en algún lugar por largo e incesante que sea el camino y es aquí donde se determina todo, cuando se toma la decisión de afrontar el futuro en el cual el trabajo será difícil, el presupuesto apretado y las opciones pocas.

Antes de cualquier carrera, hay que dar un primer paso y ese será empezar a ahorrar y para saber dónde se encuentran, hay que tener un presupuesto y saber en qué se está gastando, para distribuirlo en áreas específicas a las que igual iría a parar, pero sin control y es que, a la hora de ahorrar para un futuro próximo, la mayor de las barreras no es hacerlo, sino cumplirlo, pues la elaboración de un presupuesto en teoría es de lo más sencillo y ya hay un sinnúmero de herramientas inteligentes para llevarlo a cabo, pero cumplirlo al pie de la letra es lo más complicado.

Cuando de dinero se trata, normalmente aprendemos a base de prueba y error, más, sin embargo, anticiparnos y aprender algunas lecciones cruciales sobre nuestra economía antes puede suponer un gran ahorro y es que el estrés económico puede aparecer por muchas causas, ya sea por ir apurado todos los meses o por vivir cargando deudas imposibles de saldar, en otros casos se trata de una angustia más temporal al asumir un gasto imprevisto como los de salud o puede simplemente que, te preocupe no tener suficiente dinero ahorrado para la jubilación.

Economía doméstica.
Es importante que empieces a ahorrar dinero para no ir tan justo todos los meses; hasta recortar los gastos más insignificantes puede marcar una gran diferencia.

El plan de 4 bases para tener holgura y tranquilidad en tu economía

Primera Base, El presupuesto mensual lo más detallado posible: Planea absolutamente todos tus gastos, e incluso incluye un apartado de dinero que puedes gastar en otras cosas que no puedes prever y pon un límite a eso también. Conseguir tener todo organizado toma mucho esfuerzo al principio, de hecho, la idea de diseñar todas las finanzas y hacer un plan es realmente abrumador, pero cuando te ciñes a tu presupuesto podrás gastar sin sentir remordimiento de conciencia ni preocuparte ya que está dentro de tus planes. Además, es la clave para ahorrar y alcanzar cualquier meta financiera.

Segunda Base, mantener un fondo de emergencias: y es que un sólido fondo de emergencia reduce los ataques de pánico y la deuda, el fondo para el día de lluvia debe estar bien acolchado porque sin importar qué sin lugar a dudas, la mayor lección de dinero es que las emergencias toman todas las formas y tamaños, pues saber que no estoy a merced de un proyecto de ley imprevisto o una reparación inesperada es empoderador, por lo que los expertos suelen asesorar a seis meses de gastos, tener un fondo de emergencias te dará una tranquilidad inigualable a nuestra economía, no tener dinero para los posibles imprevistos que puedan pasar inconscientemente genera una sensación de agobio permanente y además, en caso de que pase algo y no tengas dinero ahorrado para pagarlo acabarás endeudándose, lo cual te generará aún más estrés.

Tercera base, Ahorra durante varios meses para grandes inversiones: Cuando se trata de hacer compras lejanas e importantes, creo firmemente en el sistema de sobres. Al guardar un poco de dinero en efectivo o de crear una cuenta para planes de un viaje en navidades, empieza a ahorrar en verano metiendo cada mes algo de dinero a un sobre. De poco en poco irás ahorrando mucho dinero sin darte cuenta. Si mi enfoque parece engorroso, considere la posibilidad de establecer un plan de ahorro automático. Los expertos dicen que es una forma fácil de adquirir el hábito de vivir dentro de sus posibilidades y al mismo tiempo generar sus ahorros. Esto evitará que te endeudes y también te quitará el agobio de tener que pagar mucho dinero de golpe que realmente no tienes.

Cuarta base, Ahorra a largo plazo: Entre las respuestas más matizadas se incluyen: «Ahorre para la jubilación, sin importar qué tan poco dinero cree que tiene» y «No importa cuánto cree que debe ahorrar, el doble o el triple». Empezar temprano también es de ayuda, pues gracias al poder de la capitalización, nunca es pronto para empezar a ahorrar para tu jubilación, cuanto antes lo hagas más dinero tendrás y menos esfuerzo te supondrá. Abra un plan de pensiones o una cuenta de ahorros para la jubilación y decide cuánto dinero deberías a ahorrar cada mes para alcanzar tu meta. Tu “yo del futuro” lo agradecerá.

Fuente
Negocios

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: