AméricaInternacionalesSucesosSudamérica

Rescatada 32 años después

Una argentina que fue secuestrada en 1986 es liberada en Bolivia

Una mujer argentina que fue secuestrada cuando era adolescente a finales de la década de los 80 y sacada del país por traficantes sexuales, es finalmente rescatada en una operación entre la policía argentina y cuerpos de seguridad bolivianos, tan sólo 32 años más tarde de lo esperado.

La ahora madre que fue raptada en el año 1986 en Mar del Plata, se ha reunido con su familia, informó la policía, en un comunicado, los cuerpos de seguridad del país sudamericano, afirmaron que rescataron a la mujer de 45 años y a su hijo de 9 años de los traficantes de personas en el sur de Bolivia luego de saber que estaba detenida en la ciudad de Bermejo.

La policía también explicó que pudieron localizar una casa en la que la mujer, que fue secuestrada hace 32 años, estaba detenida, los funcionarios no dieron a conocer más detalles sobre los presuntos secuestradores, aunque fuentes allegadas comentaron que la privada de libertad se vio obligada a trabajar como prostituta y se movía constantemente por todo el país durante sus décadas en cautiverio.

El órgano de seguridad informó en el comunicado que recibieron en 2014 una orden judicial para investigar el caso, y en los primeros meses de este año pudieron averiguar que la mujer, originaria de Mar del Plata, en la costa de Buenos Aires, se hallaba en la localidad boliviana de Bermejo, limítrofe con la provincia argentina de Salta.

Rescatada.
Los traficantes logran la captación de las víctimas de trata sexual, abusando de su patente necesidad, escasísima formación y evidente pobreza y son vendidas, torturadas, golpeadas, marcadas, humilladas, amenazas y coaccionadas de todas las maneras imaginables para vencer su resistencia a ser explotadas.

La mujer rescatada pasó 32 años obligada a prostituirse en Bolivia

La mujer había sido llevada allí hace aproximadamente 32 años por una red de trata de personas y tras coordinarse con la fuerza especial de lucha contra el crimen de la policía boliviana, se logró dar con el paradero de la secuestrada y su hijo, a los que se contactó con el objetivo de trasladarlos hacia Argentina.

La madre y el niño fueron entregadas en un primer momento a las autoridades de la oficina de rescate y asistencia a las víctimas del delito de trata de personas en la ciudad de Salta, y finalmente viajaron a Mar del Plata, donde se reencontraron con sus familiares.

La mayoría de las mujeres que son secuestradas son captadas con engaño, con falsas promesas de desarrollar un trabajo, de tal forma que la víctima se compromete a pagar una cantidad “exorbitante” de entre 60 mil y 100 mil dólares, que deberá satisfacer en los plazos que le señalen.

Muchos de los niños que han sido secuestrados en los últimos años tan sólo en Argentina.

Fuente
Appello

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: