EconomiaMéxico

Gran apertura de BIVA en CDMX

BIVA, segundo mercado bursátil debutó con éxito acabando el monopolio de BMV

Hoy es un día simbólico en México cuando la bolsa institucional de valores, BIVA, comienza a cotizar y se convierte en la segunda bolsa en operar en México, BIVA, se lanzó el miércoles en un intento por atraer a más compañías para hacerse públicas en la segunda economía de América Latina, aumentar las inversiones y ayudar a impulsar el lento crecimiento económico, BIVA, competirá con la bolsa mexicana de valores, BMV, que había sido la única bolsa de valores del y habría mantenido el monopolio de los negocios en el país.

La bolsa de valores de México se ha quedado a la zaga de otras grandes economías emergentes, con alrededor de 150 compañías cotizadas, en comparación con más de 340 en Brasil. Los monopolios atrincherados tienen una competencia limitada, mientras que las empresas familiares cautelosas del escrutinio del mercado han sido reticentes a cotizar en bolsa.

María Ariza, CEO de BIVA, explicó que, “Nuestra ambición es ser vistos por inversionistas mexicanos y globales como una bolsa de valores tecnológica e innovadora. Hemos provocado cambios regulatorios que han modernizado el mercado de valores en México. Ofrecemos tecnología avanzada y probada basada en estándares internacionales que aseguran la continuidad comercial, y nos permite innovar en modelos comerciales y así atraer nuevas empresas al mercado público”.

Bolsa de Valores, BIVA.
Ariza, “La tecnología es un actor clave en nuestro negocio porque los intercambios modernos usan tecnología para el comercio, la vigilancia y el análisis y distribución de datos”.

La tecnología es un actor clave en nuestro negocio

Para ello, acota Ariza, “Utilizamos la tecnología de negociación Nasdaq, que se utiliza en más de 50 mercados en todo el mundo, lo que permite a los inversores internacionales conectarse e invertir con protocolos de conexión estándar en el mercado mexicano. Queremos brindarle al mercado mexicano y a sus empresas más visibilidad en todo el mundo para que los inversionistas globales puedan invertir en las nuevas oportunidades que nuestro país tiene para ofrecer”.

Por su parte Santiago Urquiza, presidente de CENCOR, manifestó, «No deberíamos caer en la trampa de que, como el mercado es pequeño, no necesita competencia», dijo CENCOR es la firma de infraestructura de grupo central de mercado de corretajes, que incluye a BIVA, «Debes imaginar que el mercado tiene mucho más potencial que hoy».

Urquiza dijo que el crecimiento de los fondos de capital privado en México había estado incubando «un nuevo ecosistema» de compañías que pronto podrían estar en condiciones de hacer ofertas públicas.

María Ariza, anteriormente dirigió la asociación mexicana de capital privado Amexcap, afirmó que el intercambio estaba en conversaciones con una serie de medianas y grandes compañías que esperaba llevar pronto al mercado “Queremos remodelar por completo la forma en que una empresa ingresa al mercado público, y la experiencia de ser una empresa pública, estar con ellos en cada paso del camino, convirtiéndose en su primera parada cuando se trata del mercado de valores.”

Ariza aclaró que BIVA presionaría al entrante gobierno del izquierdista Andrés Manuel López Obrador para que haga cambios reglamentarios y fiscales que podrían alentar más ofertas públicas iniciales y una mayor inversión institucional.

“Queremos hacer crecer el mercado mexicano ofreciendo a los inversores mejores soluciones a través de la tecnología, con alianzas como Nasdaq. Queremos fomentar la educación financiera en México, para que todas las personas puedan ser parte de este mercado, ya sea convirtiéndose en inversores o financiando a sus empresas para desarrollarlas, aumentando la economía del país” acotó Ariza.

El proyecto BIVA ha sido criticado por algunas de las principales corredurías mexicanas, que son copropietarias de la BMV, de que México no tiene suficientes empresas públicas o liquidez para respaldar un segundo canje, a pesar que estos intermediarios tuvieron que invertir para conectarse a BIVA, su desarrollo fue financiado con mil millones de pesos mexicanos provenientes de un fideicomiso de capital privado en poder de cuatro fondos de pensiones mexicanos, así como inversiones no especificadas de CENCOR, dijo Urquiza.

BIVA dirige la última plataforma de intercambio de Nasdaq y la bolsa se asoció con FTSE Russel del London Stock Exchange Group para construir índices, el primero, el índice FTSE BIVA, incluye 50 empresas, con más empresas de mediana capitalización y algunos fondos de inversión inmobiliaria, en comparación con las 35 compañías en el índice de referencia de MSE, el índice bursátil S & P / BVM IPC, porque la liquidez en México se concentra en sus mayores compañías y BIVA espera atraer a más inversionistas institucionales e individuales, dijo Ariza.

México entrará de lleno dentro de las 15 economías más grandes del mundo, pero en el ránking de capitalización de mercado se ubica en el lugar 23, entre los 14 países con una economía mayor a la de México figuran Estados Unidos en el puesto 11, Canadá en el 5, Inglaterra y España en 4 lugar y Francia e Italia de número 2, BIVA confía que el número de empresas en su lista crezca un 30%, a unas 200 en los próximos tres años, y que el volumen operado aumente un 50%.

Fuente
CNN

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: