Ciencia y SaludCulturaCuriosidadesEconomiaInternacionalesMedio AmbienteTecnologia

El Trigo se ha decodificado

Un equipo internacional busca encontrar una planta resistente al cambio climático

El pistoletazo de arranque de la carrera para desarrollar trigo «resistente al cambio climático» fue dada este viernes con la publicación del mapa genético del cereal que ha alimentado al mundo en desde el comienzo, el equipo internacional de científicos ha identificado la ubicación de más de 100 mil genes de trigo, los investigadores dicen que el mapa acelerará el desarrollo de nuevas cepas para hacer frente al aumento de las olas de calor y otros retos que también están ligados al calentamiento global.

El profesor Cristóbal Uauy, quien es el líder de proyecto en genética de cultivos en el centro John Innes en Norwich, describió la localización exacta de genes de trigo como «un cambio de juego», «Necesitamos encontrar formas de hacer una producción sostenible de trigo ante el cambio climático y el aumento de la demanda», explicó, «esto es algo que hemos estado esperando durante muchos años. Toda la civilización humana debería estar muy emocionada con esto porque, por primera vez, ahora podremos hacer los avances que los científicos y los Fito mejoradores han querido hacer en trigo de una manera mucho más específica y así alimentar al mundo en el futuro».

La organización de las naciones unidas para la alimentación y la agricultura, FAO, estima que la producción de trigo debe aumentarse en un 60% para 2050 para alimentar a la población, que para entonces habrá aumentado a 9 mil 600 millones, gran parte de este trabajo está siendo llevado a cabo por el centro internacional de mejoramiento de maíz y trigo o CIMMYT, con sede cerca de la ciudad de México, que es una organización dedicada a desarrollar nuevas variedades para impulsar la producción para los agricultores en algunos de los países más pobres del mundo.

Durante décadas, el CIMMYT ha estado tratando de aumentar los rendimientos y evitar nuevas cepas de enfermedades mediante la liberación de nuevas variedades creadas por cruzamiento tradicional, pero el aumento esperado de las olas de calor causado por el cambio climático ha hecho que el desarrollo de variedades que necesitan menos agua y toleran las temperaturas más altas sea su principal prioridad.

Trigo Decodificado.
A medida que la población mundial se acerca a los 10 mil millones, se prevé que el mundo necesitará producir un 60% más de trigo para satisfacer la demanda mundial.

Trigo más fuerte de mayor rendimiento y que resiste las sequías

Según el jefe de investigación de trigo del CIMMYT, el Dr. Ravi Singh, «durante los pocos meses críticos del período de crecimiento, si tiene un aumento de un grado en la temperatura nocturna, pierde un 8% del rendimiento, por lo que la resiliencia climática es uno de los principales factores en nuestros programas de mejoramiento».

El CIMMYT es el líder mundial en investigación de maíz y trigo financiados con fondos públicos y sistemas agrícolas relacionados el centro trabaja con sus socios en todo el mundo en desarrollo para aumentar de forma sostenible la productividad de los sistemas de cultivo de maíz y trigo, mejorando así la seguridad alimentaria mundial y la reducción de la pobreza, para ello aplica lo mejor de las prácticas agronómicas y de mejoramiento, socioeconomía, extensión agrícola y desarrollo de capacidades para crear soluciones sostenibles con un impacto duradero y un fuerte enfoque en el cambio climático, el hambre y la nutrición, el desarrollo de la comunidad rural y el medio ambiente.

El banco de germoplasma del CIMMYT es el hogar de la mayor colección de variedades de maíz y trigo de la humanidad, que están disponibles de forma gratuita para científicos, investigadores y agricultores de todo el mundo, los científicos desarrollan miles de nuevas variedades de trigo cada año mediante el cruce tradicional, donde los rasgos se seleccionan a ojo de agricultor, y aunque el proceso funciona bien, es minucioso y costoso, por lo que se trata de un juego de números, porque cada vez que se cruzan variedades es una lotería si el cultivo resultante tiene la combinación correcta de los genes deseados de las cepas originales, este proceso puede llevar entre 10 y 15 años desarrollar una nueva variedad y tenerla en el campo de un agricultor.

Los investigadores ahora que han identificado más de 100 mil genes y su posición en el ADN del trigo, de hecho, han producido un mapa que muestra y etiqueta todos los lugares más importantes en el genoma del trigo, lo que es un mapa de ruta de donde se deben colocar las piezas necesarias y cuáles deben ser las colocadas, así como de donde tomarlas, un salto cuántico que acelera el proceso una veintena de años.

Al saber dónde están todos los genes, los investigadores ahora podrán descubrir cómo trabajan juntos para controlar rasgos como la resistencia a la sequía, el aumento del valor nutricional y un mayor rendimiento, mediante el uso de técnicas de edición de genes, pueden agregar los rasgos que necesitan de forma más rápida y precisa.

Fuente
CIMMYTJIC

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: