AméricaCentroaméricaCiencia y SaludCulturaCuriosidadesEconomiaGuatemalaHondurasInternacionalesMéxicoNicaraguaReligiónSudamérica

El chocolate es más antiguo y lejano

Originalmente mexicano, evidencias más antiguas lo sitúan mil años antes en Ecuador

La evidencia botánica muestra que la planta de cacao, a partir de la cual se hace el chocolate se cultivó por primera vez como alimento hace más de 5 mil años en la selva amazónica, los residuos químicos encontrados en la cerámica antigua sugieren que el cacao fue utilizado como alimento, bebida o medicina por los indígenas que viven en lo que hoy es Ecuador.

Hasta ahora se pensaba que el chocolate se originó mucho más tarde y en mesoamérica, particularmente utilizada por Aztecas, más que por Mayas, pero «la planta se usó por primera vez al menos 1 mil 500 años antes de lo que teníamos evidencia previa», comentó el profesor Michael Blake, del departamento de antropología de la universidad de British Columbia en Vancouver, un investigador adjunto del estudio, «y esa evidencia previa fue encontrada en México y América Central».

Los investigadores analizaron los recipientes de cerámica del sitio arqueológico de Santa Ana, La Florida, en las tierras altas de Ecuador, que se ocupó hace entre 5 mil 300 y 2 mil 100 años, de donde se han documentado varios cultivos, incluyendo maíz, batatas y recientemente el árbol de cacao “Theobroma cacao”, una forma natural reconocida como “el alimento de los dioses”, según su etimología en griego.

Chocolate en Ecuador.
Los científicos examinaron artefactos de cerámica en el sitio arqueológico de Santa Ana-La Florida, un pueblo y centro ceremonial muy bien conservado que formaba parte de la cultura Mayo-Chinchipe de los Andes, y encontraron abundantes pruebas del uso del cacao, a partir del cual se hace el chocolate.

El chocolate ha sido un manjar por mucho más tiempo de lo que se pensaba

El estudio indica que el cacao se domesticó aproximadamente 1 mil 500 años antes de lo que se conocía anteriormente, el árbol de hoja perenne tropical llamado Theobroma cacao o cacaotero, contiene vainas grandes y ovaladas que contienen semillas de cacao similares a frijoles que hoy se tuestan y se convierten en cacao y en multitud de dulces de chocolate, aunque el chocolate en ese momento se consumía como bebida.

Los científicos encontraron evidencia del uso del cacao en el sitio durante un período que comenzó hace 5 mil 300 años, más de 700 años antes de la construcción de la gran pirámide de Giza en el antiguo Egipto, hasta hace 2 mil 100 años, encontraron granos de almidón de cacao en vasijas de cerámica y fragmentos de cerámica, también detectaron residuos de un compuesto amargo encontrado en el árbol de cacao pero no en sus parientes silvestres, evidencia de que el árbol fue cultivado por personas con fines alimenticios.

«Claramente lo bebieron como una bebida, como lo demuestra su presencia en ollas y cuencos con pico de estribo», explicó el antropólogo y arqueólogo canadiense, quien ayudó a dirigir el estudio publicado en la revista Nature Ecology & Evolution.

Se encontraron rastros de sustancias químicas y ADN de la planta en la cerámica, lo que sugiere que las semillas molidas de la vaina de cacao se estaban mezclando en una mezcla y se bebían, el estudio corrobora los datos de ADN que apuntan al origen del árbol en la región superior del Amazonas en el noroeste de América del Sur, que es donde también se originó el cultivo doméstico.

«Es otro regalo del mundo de la Amazonía al mundo», afirma el profesor Blake, quien «destaca la importancia de proteger este hábitat», se cree que las plántulas o semillas del árbol de cacao se transportaron al norte hacia México y América Central, tal vez a lo largo de las rutas marítimas o a través de intercambio comercial entre Mayas, Aztecas, Incas y otras etnias locales.

Los granos de cacao se convirtieron en productos preciosos, utilizados como alimentos y bebidas por los ricos, o intercambiados por otros alimentos, los exploradores españoles en la década de 1520 se llevaron los granos de cacao a casa y difundieron la delicadez en toda Europa.

La evidencia arqueológica indica que la domesticación del cacao se trasladó a América Central y México hace unos 3 mil 500 antes de que los conquistadores europeos llegaran a las Américas hace cinco siglos, grandes civilizaciones como los aztecas y los mayas preparaban el chocolate como bebida, mezclado con varias especias u otros ingredientes.

«Las vainas de cacao maduras recién cosechadas tienen una deliciosa pulpa dulce a su alrededor, y mezcladas, todas tienen un sabor a chocolate muy suave», comenta Blake, «las confecciones de chocolate de hoy contienen una gran cantidad de azúcar, y son muy diferente de los usos indígenas del cacao reportados en los registros históricos de los años 1500 y 1600».

Fuente
Nature

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: