ÁfricaAméricaAntillasAsiaBancaCuriosidadesEconomiaEE.UU.EuropaInternacionalesMedio AmbientePetróleoPolíticaTecnologiaVenezuela

El petróleo no será más en tan sólo 4 años

La demanda mundial por combustibles fósiles llegará a su punto álgido en 2023

La demanda global de combustibles fósiles alcanzará su punto máximo en 2023, según ha informado ThinkTank, la influyente institución de expertos de naturaleza investigadora, cuya función es la reflexión intelectual sobre asuntos de política social, estrategia política, economía, tecnología o cultura, que se caracterizan por tener algún tipo de orientación ideológica marcada de forma más o menos evidente ante la opinión pública, ha pronosticado un riesgo significativo para los mercados financieros porque trillones de dólares en activos de petróleo, carbón y gas podrían quedarse sin valor.

El crecimiento explosivo de la energía eólica y solar se combinará con la acción sobre el cambio climático y la desaceleración del crecimiento de las necesidades de energía para garantizar que la demanda de combustibles fósiles llegue a su punto máximo en la década de 2020, también predijo Carbón Tracker, esta cavilación es mucho más alcista que las estimaciones del regulador mundial de la energía y las compañías de petróleo y gas, que en su mayoría esperan que la demanda llegue a su punto máximo a mediados de la década de 2030, pues ya el carbón alcanzó su pico en 2014.

Kingsmill Bond, nuevo estratega de energía en Carbón Tracker, expuso que, «la demanda de combustibles fósiles ha estado creciendo durante 200 años, pero está a punto de entrar en declive estructural y sectores enteros lucharán por hacer esta transición «, el grupo, que popularizó la noción de una burbuja de carbono, donde los activos de combustibles fósiles pierden su valor en el cambio a una economía baja en carbono, dijo que los hallazgos significaron una interrupción para las firmas de energía.

El gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, ya advirtió que los mercados enfrentan un «gran golpe» de transición, Carbón Tracker dijo que los mercados financieros enfrentaban un «riesgo sistémico» debido a una reducción en el valor de los activos por valor de 25 billones de dólares, de la industria de combustibles fósiles, debido al pico de la demanda, por lo que países como Venezuela y Arabia Saudita, que dependen abrumadoramente de los ingresos del petróleo, también están en riesgo por la caída en su recaudación de impuestos y regalías, agregó el grupo de análisis.

Petróleo 4 Años Más.
Los expertos han predicho durante mucho tiempo que la demanda mundial de combustibles fósiles alcanzará su punto máximo a mediados de la década de 2020 a medida que la energía renovable gane protagonismo.

De negro a verde, en tan sólo 4 años el mundo dará un giro

Las empresas de petróleo y gas han rechazado la idea de que sus activos están en riesgo, porque sus reservas no permanecen bajo tierra por mucho tiempo, BP dijo a principios de este año que bombea todas sus reservas de hidrocarburos cada 13 años y otros simplemente descartan la idea de que pronto llegará un pico, con ExxonMobil, la compañía petrolera internacional más grande del mundo, que proyecta crecimiento hasta 2040 mientras el mundo continúa dependiendo del petróleo para vehículos pesados, transporte marítimo y aviación.

El informe de Carbón Tracker advirtió que la incumbencia y el tamaño no serían una protección, y comparó el destino de las empresas de combustibles fósiles con el caballo y el carro a comienzos del siglo XX, «la demanda de los titulares alcanza su punto máximo temprano, y los inversionistas en los titulares pierden dinero temprano», afirmó, las primeras dos décadas de este siglo fueron el período de innovación para las energías renovables, dijeron los autores, mientras que será el «final del juego» para los combustibles fósiles, cuando las energías renovables los superen y eso vendría a partir de 2050 en adelante.

El pico temprano del grupo en 2023 se debe en parte a las estimaciones alcistas de los niveles de electrificación, como el cambio de transporte de petróleo a baterías y electricidad, la caída de los costos de energía eólica y solar llevaría a algunos países emergentes a «salirse» de los combustibles fósiles y optar por las energías renovables para satisfacer la mayor parte de sus crecientes necesidades de energía, dijo el grupo de expertos, el grupo no consideró la probabilidad o el impacto del acuerdo climático de París debilitado por otros países que siguen a Estados Unidos y que renunciaron, como lo ha amenazado un candidato presidencial brasileño .

Sin embargo, Sebastian Ljungwaldh, un analista de energía en Carbón Tracker, manifestó que, «si cada vez más países comienzan a tomar a París con menos seriedad, eso tendrá algún efecto sobre la rapidez con la que se produce la transición energética».

Eso sería una gran noticia para el medio ambiente, pero la historia sugiere que creará problemas para los inversores en la industria de los combustibles fósiles, Kingsmill escribió que la energía del carbón, por ejemplo, no superó la energía de la biomasa hasta 1905, a pesar de que su ascenso durante el siglo anterior condujo a los cambios sociales y económicos de la dentro de ellos el más importante fue la revolución industrial.

Fuente
CarbonTracker

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: