EE.UU.Política

ONU rechaza política migratoria de Trump contra familias migrantes

A las voces de repudio contra la política contra la unión de las familias se unieron las de las primeras damas norteamericanas

Es un espectáculo indignante y en contra toda moral el que se vio en los medios donde los niños separados de sus familias encarcelados en jaulas para animales y tirados sobre colchonetas en el piso, el rechazo a las políticas migratorias del presidente norteamericano Donald Trump se le han unido las del alto comisionado de las naciones unidas para los refugiados y hasta el del secretario general del organismo internacional.

Funcionarios del gobierno estadounidense han informado que al menos 11 mil niños se encuentran bajo la custodia del gobierno federal y de estos 2 mil menores han sido separados de sus progenitores y se encuentran en instalaciones que distan de estar preparadas para este fin.

Niños separados de sus padres.
Melania Trump «cree que tenemos que ser un país que siga todas las leyes, pero también un país que gobierne con corazón».

La ONU y DDHH piden no separar las familias

Zeid Ra’ad al-Hussein, máximo funcionario de derechos humanos de Naciones Unidas ha manifestado su rechazo sobre esta medida y ha exhortado al gobierno estadounidense a detener de inmediato esta “inadmisible” política de separar por la fuerza a niños de padres inmigrantes, aunque estos hayan ingresado ilegalmente al país a través de México.

Ra’ad al-Hussein, manifestó que esta práctica “castiga a los niños por las acciones de sus padres”, “La idea de que cualquier estado busque disuadir a los padres infligiendo ese tipo de abuso sobre los niños es inadmisible. Llamo a Estados Unidos a poner fin inmediatamente a la práctica de separación forzada de estos niños”, expresó Zeid al consejo de derechos humanos de la ONU.

Al ser confrontado por la prensa, Donald Trump, ha comparado la crisis migratoria que actualmente vive Alemania con su problema doméstico, la canciller Angela Merkel, planteó unas políticas migratorias que le han causado más problemas que beneficios y se está viendo forzada a generar un cambio «radical» en sus manejos.

“El pueblo alemán le está dando la espalda a sus gobernantes debido a que la inmigración está sacudiendo la débil coalición de Berlín. La criminalidad en Alemania está subiendo. Un gran error por parte de toda Europa el aceptar a millones de personas que radical y violentamente han cambiado su cultura», argumentó Trump.

Niños separados de sus padres.
Estas son las condiciones en las que se encuentran los menores detenidos y separados de sus padres.

Trump ha manifestado, «¡No queremos que nos pase a nosotros lo que está pasando en Europa con la inmigración!», expuso el líder estadounidense.

Voceros del gobierno de Donald Trump explicaron que la táctica de separar a niños menores de sus padres era necesaria para asegurar la disuasión de los migrantes de atravesar la frontera para frenar inmigración ilegal, «Estados Unidos no será un campo de inmigrantes y no será un campo de acogida de refugiados. Lo que está ocurriendo en Europa y otros lugares, no lo permitiré, no bajo mi vigilancia», afirmó el mandatario. Trump ha insistido una vez más en «un país, necesita fronteras fuertes, un país sin frontera no es un país para nada».

Ya Melania Trump, esposa del mandatario norteamericano y primera dama del país, ha manifestado que «odia» que separen a los niños de sus padres, a este repudio se unieron, Laura Bush, Michelle Obama y Hillary Clinton, que se encuentran indignadas con las condiciones de los niños detenidos y han pedido al presidente “gobernar con el corazón”.

Por su parte el secretario general de la ONU, António Guterres, ha notificado que los niños «no deben ser traumatizados separándolos de sus padres», como manifestación en contra de la política emprendida por Donald Trump, «La unidad familiar debe ser preservada», aseveró Guterres.

Y se ha sumado al llamamiento del alto comisionado de los derechos humanos de la ONU y ambos han instado a Estados Unidos a «cesar inmediatamente» la separación forzosa de niños migrantes, «Como cuestión de principio, el secretario general cree que los refugiados y migrantes deben ser tratados siempre con respeto y dignidad, de acuerdo con la legislación internacional existente», manifestaron.

Republicanos y demócratas se han sumado en el capitolio para poner fin a las separaciones, Fred Upton, representante republicano pidió el fin a esta “práctica horrible e inhumana”, y afirmó que “nunca será aceptable utilizar a los niños como moneda de cambio en los procesos políticos”.

Fuente
El Nuevo Herald

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: