ÁfricaAméricaAsiaCentroaméricaCiencia y SaludColombiaCulturaCuriosidadesEconomiaGuatemalaHondurasInternacionalesMedio AmbienteMedio OrienteMéxicoNicaragua

Aumenta la demanda por insectos comestibles en el mundo

El consumo de insectos está ganando la batalla de la carne, pero aún falta un largo camino por recorrer

En este siglo, la población mundial ascenderá a más de 9.000 millones de habitantes, lo que supone una mayor necesidad de alimentos para las hombres y millones de animales que actualmente se crían y forman parte de nuestra dieta diaria, por este motivo, la producción de proteínas se hace cada vez más complicada, puesto que sólo para cubrir la demanda de carne, millones de toneladas de alimento deberán ser producidas sólo para el pienso de las granjas, pero porque, no buscar una alternativa y es que cada vez son más las voces que llaman a fomentar el consumo de insectos que daría un respiro a la necesidad de alimentación.

El consumo de insectos o entomofagia, es una práctica muy habitual en numerosos países de todo el mundo, principalmente en Asia, África y América Latina, a este respecto el fondo de la ONU para la alimentación y la agricultura o FAO, manifiesta que existen una media de 2 millones de personas alrededor del mundo que tienen como fuente principal de proteínas o como complemento de su dieta diaria a los insectos.

La FAO, expone en su informe anual, que para el 2014, se estimaban casi 150 billones de cabezas de ganado alrededor del mundo, lo que implicaría unas tres por cada humano, pero lo más insólito es que cada animal, tiene la capacidad de lanar a la atmosfera, como desecho de su ingesta de alimentos unos 300 litros de metano al día, lo que las convierte en el principal productor de gases de efecto invernadero como el metano y óxido nitroso que son mucho más dañinos que el CO2, sólo por detrás de la actividad industrial del hombre.

Insectos Comestibles.
Los insectos, como los escarabajos, los saltamontes, las hormigas, los gusanos o los grillos, son fundamentales para reducir el despilfarro insostenible que supone la producción cárnica industrial.

La transición a un nuevo modelo de producción, consumo y alimentación

Uno de los factores preponderantes es la necesidad de reducir a la mitad la cantidad de residuos de alimentos, para mitigar la acción de estos en el medio ambiente y mantenerla equilibrada a la gestión de la demanda de productos alimenticios, porque en particular es esta la que produce más daño al sistema natural, ya que el cambio de las dietas globales están en relación directa al cambio climático, por lo que reducir el impacto en al menos la mitad, podrían mitigar algunos de los gases de efecto invernadero causantes del efecto invernadero.

En un informe emanado por el departamento de Ingeniería de Cambridge, afirma que “como los seres humanos en todo el mundo comen más y más carne, la conversión de las plantas a la alimentación es cada vez menos eficiente. Es imperativo encontrar maneras de lograr la seguridad alimentaria mundial sin necesidad de expandir los cultivos o pastos”, cuestiona Bojana Bajzelj líder del estudio.

Pero qué hay de los insectos, en la actualidad FAO estima que a nivel mundial se consumen más de 1 mil 900 especies de insectos y esta cifra aumenta de forma constante a medida que se realizan estudios sobre esta cuestión, y en la mayoría de los casos, según la fundación de la ONU, las especies se recogen directamente del medio natural como siempre lo han realizado.

Los que actualmente se alimentan o tienen dentro de su dieta insectos, consumen según datos disponibles por el organismo escarabajos o coleópteros, en un 31%; orugas o lepidópteros, en 18%; abejas, avispas y hormigas o himenópteros, 14%; saltamontes, langostas y grillos  u ortópteros, en 13%; cigarras, fulgoromorfos y salta hojas, cochinillas y chinches o hemípteros, en 10%; termitas o isópteros, 3%; libélulas u odonatos, en 3%; moscas o dípteros, 2%; y de otros órdenes, en un 5%.

Y es que los bichos proporcionan proteínas y nutrientes de alta calidad en comparación con la carne o el pescado, aunque esto puede variar en función de su fase de desarrollo o el hábitat, se pueden considerar a los insectos como especialmente importantes como un complemento alimenticio para los niños desnutridos o principal fuente de alimento, porque la mayoría de las especies contienen niveles elevados de ácidos grasos, son ricos en fibra y micronutrientes como cobre, hierro, magnesio, fósforo, manganeso, selenio y zinc.

En este sentido la producción de insectos puede tener muchas vertientes, ya que pueden dedicarse exclusivamente al consumo humano o servir de alimento más sustentable para el ganado y hasta como materia prima para diversas creaciones tanto gastronómicas como de fertilizantes, a su vez, su producción reduce en gran medida el impacto ambiental.

Como dato importante, el banco interamericano de desarrollo, BID, asevera que los insectos necesitan mucho menos espacio, agua y alimento que el ganado, además de poder cultivarse en desperdicios de alimentos volviendo útiles este tipo de desechos, ya que su crianza a pequeña escala puede dar sustento a millones de familias en los países en desarrollo, especialmente en los trópicos donde es más endémico el problema de la pobreza y la desnutrición.

Los insectos no plantean un riesgo de transmisión de enfermedades zoonóticas, las que se transmiten de los animales a los humanos, como la gripe aviar o la H1N1 y la EEB o enfermedad de las vacas locas, ya que, según la FAO, por el momento, no se conocen casos de transmisión de enfermedades o parasitoides a humanos derivados del consumo de insectos siempre que éstos hayan sido manipulados siguiendo las normas de higiene.

La FAO indica, que manteniendo las reglas básicas que se suelen emplear para otros alimentos, no ha existido información de peligro, aunque, el organismo reconoce que «debe investigarse más a fondo», porque si ha habido casos en los que se pudiesen presentar alergias a ciertas especies, tal como las que provocan los mariscos en algunas personas.

Fuente
Ticbeat

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Botón volver arriba
Translate »
error: